Reacciones habituales ante un cambio importante y no esperado en la vida

 

Durante la vida nos podemos encontrar con situaciones que cambian radicalmente nuestro “status quo” y nos hacen sentir que perdemos mucho de lo que tenemos. Un ejemplo, desgraciadamente, habitual es ante un despido de la empresa en la que llevamos años trabajando.

Superar estas situaciones requiere de tiempo, conocer algunas reacciones normales ante estas situaciones y comprender que es un proceso individual y que no hay una solución mágica sino que es una travesía del desierto.

Vamos a utilizar secuencias de la película “Lugares comunes” para observar las reacciones y los estados emocionales más comunes de cada una de estas fases del cambio  individual.

Actitudes y reacciones emocionales ante el cambio:

1- Presentimiento

Esta primera fase no siempre aparece. En algunos casos nos encontramos directamente con el cambio.

Los hechos que nos hacen sospechar de que algo se avecina son: comentarios, rumores, inquietud en el ambiente, información cuya evolución puede ser bastante negativa para nosotros o para el entorno…

Nuestra preocupación es consecuencia de lo que imaginamos y suponemos que puede ocurrir.

Emoción dominante: preocupación.

2- Shock

Cuando nos comunican el cambio o somos conscientes de él, desaparece la preocupación y aparece la conmoción ante la evidencia y el miedo a lo desconocido, a lo nuevo, a no saber qué hacer ante las nuevas situaciones.

Emoción dominante: miedo.

3- Resistencia

Ahora intentamos conseguir seguridad a base de anclarnos en la situación anterior al cambio. Nos negamos a aceptar que nos ocurre a nosotros y hacemos todo lo posible, con poco éxito, por evitar el cambio.

En algunos casos, como pensamos que vamos a evitarlo, pretendemos vivir como si no pasara nada. “Es una situación temporal que voy a resolver” es el pensamiento que nos mueve a aparentar que todo sigue normal.

Emoción dominante: enfado, irritación.

4- Aceptación racional

Vamos superando la etapa de resistencia y empezamos a pensar que el cambio quizás sea necesarioAparecen dudas prácticas y nos preguntamos ¿qué debo hacer diferente? ¿cómo me afecta el cambio?

La duda y la desorientación hacen aparecer sentimientos de frustración y de querer volver a la situación anterior.

Emoción dominante: frustración.

5- Aceptación emocional

Ya estamos convencidos de que el cambio es inevitable y de que no hay vuelta atrás posible.

Es el momento emocional más bajo de todo el proceso del cambio pero es el comienzo de la subida de moral. Hemos tocado fondo emocionalmente y vemos la luz al final del túnel.

Emoción dominante: nostalgia.

6- Apertura

Vamos olvidando el pasado y empezamos a mirar con curiosidad y optimismo hacia “lo nuevo”.

Los objetivos del cambio los vemos de forma más realista y empezamos a percibir con claridad el camino a seguir.

Canalizamos la energía y la productividad hacia la nueva situación.

Emoción dominante: curiosidad, entusiasmo.

7- Integración

Durante las etapas anteriores hemos creado una experiencia positiva sobre nuestra capacidad para superar dificultades.

Vamos adquiriendo confianza sobre la bondad de la nueva situación y la necesidad del cambio.

Emoción dominante: confianza

 

Amplía información sobre habilidades profesionales en este enlace

Si las secuencias de esta película te han resultado didácticas, te ha interesado la historia de este catedrático y cómo ha superado el cambio individual te animo a ver la película completa observando las diferentes fases emocionales del cambio individual.

Categorías: desarrollo profesional

Entradas relacionadas

desarrollo profesional

Resolver muy bien el problema que no es

Comprende bien el problema y lo tienes medio resuelto: la técnica de los 5 “por qué”   El modelo dominante actualmente para resolver problemas es bastante reduccionista y orientado a resolver los efectos y las Leer más…

desarrollo profesional

Mete a todos los “mentirosos” en la misma sala

Resuelve problemas de comunicación con esta técnica: 1- comprender; 2- resolver Cuando en una conversación los participantes tenemos opiniones bastante diferentes sobre un tema en el que aparentemente debería haber consenso, lo más probable, es Leer más…

desarrollo profesional

Negociando con un gigante

Cómo negociar con un gigante sin morir en el intento Cuando te encuentras ante una negociación en la que la otra parte tiene un evidente mayor poder por volumen o tamaño, los elementos clave para Leer más…